iStock-1250667504.jpg

SIGUIENDO LAS DIRECTRICES Y

ALIMENTANDO A LAS PERSONAS

La pandemia mundial ha tenido importantes consecuencias locales. Taft y las áreas circundantes se han visto muy afectadas. La pérdida de empleos y el cierre de los servicios de la red de seguridad han impactado dramáticamente a la comunidad sin hogar y han creado inseguridades alimentarias inesperadas en familias con una reducción repentina de ingresos.


Durante toda la pandemia, Shar-On se ha mantenido abierto y disponible. Hemos tenido la suerte de haber servido comidas calientes, deliciosas y caseras todas las noches, justo a tiempo. Ciertamente, hemos tenido que ajustar nuestras operaciones. Seguimos todas las pautas recomendadas y hemos probado nuestro equipo para asegurarnos de que nadie esté infectado que esté en contacto con el público. Hasta la fecha, todos han probado negativamente para Covid-19.


Usamos máscaras. Tenemos distancia social. Nuestras comidas se empaquetan individualmente y se sirven en recipientes para llevar que nos fueron donados. Además, el condado ha proporcionado generosamente una estación para lavarse las manos. Ahora todos los que se presentan a comer deben lavarse las manos. Para las personas sin hogar, estas funciones básicas, como lavarse las manos, son muy apreciadas.


Creemos que es de vital importancia que en estos tiempos de incertidumbre, haya un lugar en el que pueda contar
estar ahí para ti. Siempre puede contar con Shar-On.